Ganadería Amigable con el Ambiente

0 comentarios
SILVOPASTOREO

Principales beneficios: ganancias importantes en los suelos, como el control de la erosión, el incremento en la actividad de la macro y microfauna, profundización de las raíces, la fijación del nitrógeno en el suelo y el incremento en el reciclaje de los nutrientes. Adicional a ello, la reducción considerable en emisiones de metano producto de la digestión del ganado, contribuyendo de esta forma al control de emisiones de gases efecto invernadero que provocan el calentamiento global.
Foto: Fundalianza

Aprovechar los recursos naturales de manera sostenible, significa ser consciente de que los recursos renovables podrían ser infinitos en la medida en que los tratemos con respeto, sin avaricia, codicia desmedida e irracionalidad.

Esopo, el famoso fabulista griego, aproximadamente 600 años antes de Cristo escribió la fábula de “La Gallina de los huevos de Oro”, exquisita pieza de la literatura que de una forma muy elemental nos enseña cómo la codicia desmedida del hombre acabó con su fortuna, pues no contento con el huevo de oro que obtenía de la postura diaria, le abrió el vientre al animal buscando la mina de la cual se obtenía el metal preciado dando muerte así a la ponedora de fortuna quedándose sin gallina y sin huevos.

En la producción agropecuaria se deben tomar las precauciones necesarias para garantizar la producción continua, garantizar ‘la postura del huevo de oro diario’ en lugar de pretender aprovechar todo sin mesura, de una sola vez y sin garantizar la perpetuidad de los recursos, es esto a lo que se conoce como ‘uso sostenible y racional de los recursos naturales’.

En el caso de la ganadería se buscan alternativas que permitan que pase de ser una actividad nociva para el medio ambiente a ser una actividad respetuosa que no deteriore los ecosistemas y se permita una regeneración natural de los recursos naturales asociados sin perder los altos índices de productividad. Una de estas alternativas es el silvopastoreo, una forma de agroforestería al estar combinadas especies arbóreas con especies arbustivas o herbáceas en el que unas y otras son de beneficio para la actividad ganadera y también del medio ambiente. Los árboles pueden ser plantados para usos maderables, frutales o multipropósito en apoyo para la producción animal.

Dentro de las especies que más se utilizan se encuentran las acacias (Acacia sp.), el Nacedero (Trichantera gigantea), el Poró (Erythrina poeppigiana), La Leucaena (Leucaena leucocephala), El Algarrobo (Prosopis juliflora), el Chachafruto (Eythrina edulis), el Pízamo (Erythrina fusca), el Guácimo (Guazuma ulmifolia), el Matarratón (Gliricidia sepium), el orejero (Enterolobium cyclocarpum), el Flor amarillo (Cassia spectabilis) y Botón de oro (Tithonia diversifolia), algunas de ellas nativas, otras, especies introducidas.

Dentro de los beneficios que reporta la implantación de los sistemas silvopastoriles se cuentan ganancias importantes en los suelos, como el control de la erosión, el incremento en la actividad de la macro y microfauna, profundización de las raíces, la fijación del nitrógeno en el suelo y el incremento en el reciclaje de los nutrientes. Adicional a ello, la reducción considerable en emisiones de metano producto de la digestión del ganado, contribuyendo de esta forma al control de emisiones de gases efecto invernadero que provocan el calentamiento global.

En cuanto a la erosión de los suelos, principal fuente de desertificación en Colombia, proveer de una combinación de árboles y arbustos al suelo, provoca una reducción del impacto de la lluvia sobre ellos, un ostensible aumento en la infiltración, la permanencia de la materia orgánica sobre la superficie que permite su descomposición y posterior asimilación de nutrientes por parte de las formaciones radiculares tanto de especies arbóreas como herbáceas.

SILVOPASTOREO 2

Especial para el ‘ramoneo’
Foto sumunistrada por Fundalianza

Se incrementa de manera vertiginosa la presencia de fósforo, nitrógeno y carbono en los suelos a profundidades de 10 a 30 centímetros en comparación con los potreros que tienen sembradas como monocultivos las gramíneas y  pasturas desprovistas de especies arbóreas y arbustivas.

En el departamento de Caquetá, predominantemente ganadero, se realizó un estudio durante tres años en el que se comparó la endofauna (grupo de animales que se encuentran debajo del sustrato, hormigas, lombrices, escarabajos, etc.) de dos sistemas de producción uno de ellos sólo con gramíneas nativas (pasturas), el otro con gramíneas sumadas a leguminosas arbóreas, el resultado fue concluyente, en el primero de ellos se contaron tan sólo 30 grupos taxonómicos y un máximo de 305 individuos por unidad de muestreo y se observó un grado de degradación intermedia, en el segundo 913 individuos por unidad de muestreo correspondientes a 59 grupos taxonómicos.

Los beneficios para la actividad ganadera en el estricto sentido económico de la producción y la factibilidad del negocio, saltan a la vista, al proporcionar sombra a los potreros, se reduce su temperatura de un 10 a un 15%, lo que entre otras cosas permite que el ganado pueda disponer de cualquier hora del día para alimentarse, aumenta la cantidad de contenido proteico proveniente de las leguminosas que consume ya sea al corte o al ramoneo, incrementa la libido en los animales, lo que permite una mayor tasa reproductiva y de natalidad traduciéndose todo lo anterior en el crecimiento de los ingresos provenientes del negocio.

Con la implementación a gran escala de este sistema se busca reforestar las millones de hectáreas que han sido afectadas por la ganadería extensiva, pero al mismo tiempo que se recuperan estas zonas con cobertura boscosa y herbácea, se incrementen los beneficios productivos de la actividad. Es decir, se puede practicar la ganadería protegiendo el medio ambiente proyectando que en los próximos 25 años cerca de 10 millones de hectáreas se reconviertan nuevamente a bosque natural en Colombia.

Es claro que este sistema avanzado de producción agropecuaria puede contener varias respuestas a los problemas planteados por la batalla desigual que libra la protección del medio ambiente versus la explotación de los recursos naturales, creo firmemente en que la clave está en la erradicación de las prácticas de aprovechamiento irracional bajo el pretexto de una producción más eficiente, está demostrado que se puede hacer rentable una actividad y al mismo tiempo hacerla sostenible, sustentable y amigable con el planeta garantizando que nuestro hijos podrán practicar ese misma actividad en el futuro sin matar a la ‘gallina de los huevos de oro’ que es nuestro planeta.

Dejar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>